DESTACADO PORTADA

Gracias a su Fundación Prótesis 3D, Daniela Retamales logró ser la primera mujer y la quinta chilena en ser seleccionada para ser parte de la red Laureate Global Fellows de Youth Action Net.

Escrito por

Daniela Retamales, directora de la Fundación Prótesis 3D, se siente como una abanderada chilena. Esto porque resultó ganadora del concurso de Laureate Global Fellows 2018, que reconoce a 20 jóvenes a nivel mundial que se han destacado por ser líderes sociales, buscando hacer un mundo mejor con acciones que impactan positivamente a sus comunidades.

De esta forma, Daniela se convirtió en la quinta chilena en ser seleccionada por Youth Action Net (YAN) y, además, la primera mujer. “Siempre es bueno poder representar al país y poner su nombre en un concurso mundial. Poder demostrar que en Chile se están haciendo cosas y que sí es posible generar cambios es genial”, afirmó.

Respecto a su rol como representante del género femenino, contó que hace un tiempo tuvo una presentación de su Prótesis 3D en una universidad donde asistieron estudiantes de colegio. Ahí, recordó, “hubo dos niñas que me preguntaron si por ser mujer me ha costado más o si es difícil emprender si eres mujer, esta es una actitud que hay que cambiar y demostrarles a las niñas que da lo mismo si eres mujer o no, que las cosas se pueden lograr igual”.

Rol social

El proyecto por el que la joven ingeniera civil industrial de 29 años fue reconocida es su Fundación Prótesis 3D que partió en el año 2016. Con ella buscan mejorar la vida de las personas en situación de discapacidad a través de la fabricación y entrega de prótesis sin costo y personalizadas, considerando sus necesidades y gustos.

Cada artículo se construye con plástico derivado de residuos vegetales, haciéndolos biodegradables y libres de toxicidad. Además, cuentan con un equipo de salud para ayudar a la persona en el uso de su prótesis y generan una relación de largo plazo, ya que se preocupan de su bienestar e inclusión.

Gracias a esto, Daniela resultó ganadora del concurso YAN Chile 2017, convirtiéndose en fellow del programa. “Es una súper buena experiencia, ya que es una red de personas que tienen el mismo foco social que uno, que tienen ganas de cambiar las cosas y trabajar para aportar con su granito de arena. Nos entregan capacitaciones técnicas, pero también podemos compartir experiencias con otros, lo que es enriquecedor. Al final, ser parte de esta red te potencia y te motiva a seguir adelante”, expresó.

Pero Daniela va más allá con su Fundación y ahora está desarrollando un proyecto llamado “Sueños 3D” donde niños del Sename pueden ayudar en la fabricación de las prótesis. Es así que esta joven logró ser reconocida a nivel mundial y en octubre se irá una semana a Washington D.C. para compartir con mentores y el resto de los fellows ganadores, de manera de perfeccionarse en emprendimiento social y vivir una experiencia que le servirá para continuar ayudando a quienes más lo necesitan.

La mirada universitaria

YAN es un programa de apoyo a emprendedores sociales que en Chile desarrolla la Universidad Andrés Bello, el Instituto Profesional AIEP, Laureate International Universities y la International Youth Foundation. Por ello, para la UNAB ésta es una noticia muy importante, ya que va de la mano con su modelo educativo.

Algo muy importante en la formación de los estudiantes es la responsabilidad social, que va más allá de la noción de querer hacer algo por la sociedad, ya que se les enseña cómo hacerlo bien, con estándares, metas y proyecciones del impacto que van a generar. Y aquí entran a tomar un rol relevante los fellows de YAN, ya que pueden ser referentes para los alumnos y alumnas.

Héctor Hidalgo, director de Vinculación con el Medio UNAB, manifestó que “como Universidad, vemos que a través de este programa hay total coherencia con nuestro discurso y vemos resultados sumamente concretos como el de Daniela Retamales. Estamos súper felices, conocemos la propuesta y la pasión que le pone ella”.

El director agregó: “que nosotros estemos ayudándola a que se una al grupo de fellows de clase mundial nos hace sentir orgullosos. Haber puesto el ladrillo en la muralla, con nuestro reconocimiento y acompañamiento, que permitió que ésta sea más alta, es fantástico”.

Noticias relacionadas

Share This