Facultad de Ciencias de la Rehabilitación
Escrito por

consejo1200Durante esta semana se realiza en nuestro país el 15° Congreso Mundial de la Federación Mundial de Terapeutas Ocupacionales (FMTO – WFOT), evento auspiciado  por la U. Andrés Bello y que cuenta con la presencia de los más destacados expertos internacionales en esta materia.

Tras el terremoto y tsunami en Sudeste Asiático en el 2004, la Federación Mundial de Terapeutas Ocupacionales creó un programa especial de trabajo para apoyar iniciativas nacionales y locales que permitan enfrentar desastres y planificar la posterior reconstrucción.

En el 15° Congreso Mundial de la Federación Mundial de Terapeutas Ocupacionales que se realizará esta semana en nuestro país, participan cientos de expertos internacionales los cuales discutirán y analizarán estrategias para enfrentar catástrofes como el terremoto ocurrido en nuestro país el pasado 27 de febrero, entre otros temas.

Sharon Britnell presidenta de la Federación enfatiza, justamente, en la ayuda que los terapeutas ocupacionales pueden proporcionar a las víctimas de terremotos y tsunami: “comenzamos a entrenar a estos profesionales para acudir a este tipo de catástrofes, usando la ‘ocupación’ como principal herramienta terapéutica”, explica.

Experiencias extrajeras

La Federación Mundial de Terapeutas Ocupacionales comenzó a trabajar en catástrofes con las víctimas del tsunami que afectó a Indonesia, Tailandia, India y Siri Lanka. Y, esta semana, cuenta la experta internacional, tendremos en Chile un Congreso donde se realizará un taller de entrenamiento a los profesionales locales, donde se contarán las experiencias de otros países sobre esta materia.

Respecto de las estrategias para que las comunidades en Chile vuelvan a reconstruirse, la especialista apunta a que lo primero es el manejo de la responsabilidad en la emergencia para pasar luego a la ocupación. “Debe existir una preocupación por los daños o secuelas físicas, pensando que hay personas que pueden haber sufrido amputaciones, daño neurológico, entre otros problemas de salud. Nuestra misión es entregarles las herramientas para que puedan valerse por sí mismos”, agrega.

 

Mónica Díaz, directora de Terapia Ocupacional UNAB-Santiago, y Sharon Britnell presidenta de la Federación Mundial.
Mónica Díaz, directora de Terapia Ocupacional UNAB-Santiago, y Sharon Britnell presidenta de la Federación Mundial.

Otro factor que se trabaja durante una crisis es el psicológico, especialmente en personas que han perdido algún ser querido (viudos y huérfanos), que están sumidos en la tristeza o aquellos que perdieron su trabajo”, dice Sharon Britnell. El periodo de recuperación, complementa, puede tardar de uno a tres meses. Luego y tras capacitar a los terapeutas nacionales se continúa el trabajo con las ONGs, pensando que el objetivo final es reinsertar a las personas a la vida que tenía antes de la catástrofes.

Según la terapeuta ocupacional esta es la única carrera en el área de la salud que tiene estándares de calidad mundial en lo que se refiere a la ocupación. “En el mundo, todos necesitarán un terapeuta ocupacional para llevar a cabo su vida. Esta profesión es parte de la rehabilitación y la herramienta más poderosa que tenemos es la interacción con el usuario”, explica.

Noticias relacionadas

Share This