Universidad Andrés Bello presentó su Instituto de Políticas Públicas en el Biobío - Noticias Universidad Andrés Bello
Concepción

El director ejecutivo del nuevo Instituto, Raúl Figueroa, encabezó una jornada de escucha en la cual los académicos e investigadores de la UNAB sede Concepción, plantearon los principales temas en los que debe enfocarse el trabajo del Instituto, poniendo énfasis en los aspectos más relevantes para el desarrollo de políticas públicas en la región.

Escrito por

Aportar, con evidencia y un análisis riguroso, al desarrollo de políticas públicas en el país, es el objetivo del recientemente creado Instituto de Políticas Públicas de la Universidad Andrés Bello (IPP). Esta unidad, dirigida por el abogado y ex ministro de Educación, Raúl Figueroa, fue presentada este viernes en la sede Concepción-Talcahuano, donde el primer hito fue una jornada de escucha a la comunidad académica de la sede.

El nuevo instituto tendrá alojados dentro de su estructura un Observatorio de Convivencia Territorial y una Escuela de Gobierno.

Momento clave
“El 4 de septiembre es recién el comienzo. Es el inicio, independiente del resultado en el plebiscito constitucional, de un proceso donde los actores políticos deben demostrar responsabilidad para hacer lo que la ciudadanía les encomendó: desarrollar políticas públicas que apunten al bienestar del país, dejando de lado intereses particulares. Es en esa línea que se hace trascendental el apoyo de todas las instituciones y, en especial, de las universidades, que son el espacio donde el diálogo, el análisis riguroso y la diversidad de miradas se dan de manera natural”, asegura Figueroa, quien destaca que el IPP UNAB será activo en este trabajo.
“Más allá del resultado de septiembre, la labor del Instituto es colaborar en el mejor diseño de políticas públicas. Ya sea si gana el apruebo para implementar o diseñar las políticas asociadas a la nueva propuesta, o bien, si es mayoría el rechazo, para contribuir a hacernos cargo de las necesidades de la ciudadanía y colaborar en la continuación del proceso constituyente”, agrega.
Para el Rector de la Universidad Andrés Bello, profesor Julio Castro, este instituto nace en un momento clave para el país y por ello cumple un rol fundamental al aportar, de manera permanente y también en el marco de la discusión constitucional, con evidencia y análisis, lo que permita el desarrollo de buenas políticas públicas que impacten de manera positiva en la ciudadanía.

Mirada Interdisciplinar
Figueroa agrega que la UNAB es un espacio privilegiado para poder abordar los desafíos país de los próximos 30 o 40 años, ello dada su diversidad y la calidad de investigación que posee en sus tres sedes. “La mirada interdisciplinar es fundamental para el IPP. Queremos abordar los principales problemas de la ciudadanía desde las diversas perspectivas, y apoyar así en la solución de problemas complejos y urgentes”.
De esta manera, temas ambientales, de inclusión, diversidad, violencia, empleo, entre otras, serán materias que el instituto abordará de forma prioritaria.
Para el vicerrector de la sede Concepción, Dr. Carlos González, se trata de una iniciativa de gran relevancia para la comunidad UNAB. “Como Universidad estamos preocupados de conectar con las necesidades del país y de los territorios en los que estamos presentes, con un trabajo de vinculación con el medio muy activo, buscando impactar en mejorar la calidad de vida de las personas, desde una mirada integral”.

Líneas de trabajo

El IPP UNAB, detalla su director, tiene varias líneas de acción. El eje troncal, dice relación con el desarrollo de “investigación en materia de política pública, poniendo a disposición del país las capacidades de los investigadores de nuestra casa de estudios”.
Una segunda línea es el Observatorio Territorial, dirigido por el ex diputado y ministro de la Segegob, Jaime Bellolio, que tendrá como objetivo central identificar las prioridades de los distintos territorios y cómo las políticas públicas impactan en ellos.
Bellolio explica que, “este observatorio pone el foco en la investigación aplicada y, particularmente, en cómo influye en la vida, pero, especialmente, en la convivencia de las personas”.
“Uno de los problemas actuales de nuestro país –agrega- tiene que ver, con cómo nos relacionamos, con que no nos conocemos. Eso se refleja en esta falta de un mínimo común que nos permita tener una idea país, convivir, que es lo que hace que los países puedan avanzar más prósperamente, en paz. Por lo tanto, en lugar de tratar esta problemática sistémicamente desde arriba, nuestra propuesta es hacerlo desde las comunidades”.
Y un tercer eje es la Escuela de Gobierno cuya misión es la formación de profesionales de excelencia orientados a la gestión pública.

 

Noticias relacionadas