Concepción

Por primera vez los estudiantes trabajarán en la detección y diagnóstico de patologías con pacientes reales y bajo la mirada atenta de sus profesores. Podrán en práctica parte de lo aprendido con la simulación, para comenzar a transitar esta nueva etapa.

Escrito por

Por primera vez los alumnos de la carrera de Medicina de la sede Concepción tuvieron acceso a un pabellón quirúrgico de un establecimiento de salud como parte de su programa de estudios. Este año la cohorte inicial de estudiantes, que ingresó en 2016, inició su cuarto año de estudios, lo que implica que por primera vez tendrán contacto con sus campos clínicos: los hospitales de Tomé y Penco Lirquén.

El primer acercamiento se produjo precisamente en el Hospital de Tomé hasta donde llegaron acompañados de sus académicos, profesionales que recientemente también se suman al equipo Unab y que, de acuerdo a lo señalado por el director de la carrera, Helmuth Goecke, han recibido ya un proceso  de capacitación e inducción para asumir este nueva etapa de los alumnos, en asignaturas como Cirugía, Neurología, Medicina y Psiquiatría, entre otras. “Están muy comprometidos y entusiastas”, destacó el directivo.

Sobre el trabajo para este 2019 indicó que “en cuarto año los estudiantes empiezan a conocer las patologías con la supervisión del docente. El alumno hace el procedimiento de diagnóstico, el examen físico, ve las indicaciones, pero todavía no tiene  autonomía para hacer un tratamiento, por eso es muy relevante la compañía de sus profesores”, señaló.

En este sentido ,  “en la medida que esta primera cohorte es relativamente pequeña, con 27 alumnos, las posibilidades de relación docente-alumno son muy buenas, por ejemplo, en Neurología van cuatro alumnos durante un mes a campos clínico y tenemos un neurólogo adulto y una neuróloga infantil para ello, lo que permite una docencia mucho más cercana y personalizada”. A este equipo se suma también un neurofisiólogo.

Sin embargo, esta misma situación que hoy es una fortaleza representa también desafíos para lo que vendrá más adelante, cuando nuevas y más numerosas generaciones se sumen al programa de estudios. “Estamos ya trabajando para lo que vendrá a futuro porque nuestro principal compromiso es con el aprendizaje del alumno, la calidad y el futuro paciente”.

Noticias relacionadas

Share This