Sin categoría
Escrito por

Una jornada dinámica y entretenida ofreció a sus asistentes el seminario “Construyendo espacios y relaciones para la infancia”, organizado por la Facultad de Humanidades y Educación, en conjunto con la carrera de Educación Parvularia de la U. Andrés Bello y la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI).

La actividad se realizó el martes 25 de septiembre y contó con la presencia de la Vicedecana de la Facultad de Humanidades y Educación, María Teresa Morales; la Directora de Escuela de Educación Parvularia, Karina Villarroel, junto a los docentes de la misma carrera, Patricia Ortiz y Humberto Castillo.

Representando a la JUNJI, asistieron la Directora Regional, Patricia Escobar, y un equipo técnico de profesionales y supervisores de la región.

La iniciativa estaba dirigida a todos los equipos que conforman los jardines infantiles clásicos, laborales y familiares, de los que participaron sus directoras, educadoras  y técnicos con el fin de instruirse y enriquecerse en el ámbito de la práctica pedagógica, compartiendo experiencias y entregando herramientas.

Entre los temas abordados, la docente Patricia Ortiz, se enfocó en la importancia del género lírico o poético en el fomento lector infantil, “cantar, recitar y rimar con ganas y frecuencia, son acciones necesarias para el desarrollo infantil”, comentó.

Desarrollo motor

Físicamente hablando, la motricidad y aprendizaje en la primera infancia se vuelve un aspecto fundamental  en los niños. La actividad física se transforma en una base estimulante en la internalización de conocimientos y destrezas.  Humberto Castillo, profesor de Educación Física, interioriza a los asistentes sobre la importancia que tiene el movimiento en los menores, ya que entrega las condiciones necesarias para estimular el sistema nervioso y desarrollar el cerebro.

“Se presentan cambios físicos en  el cerebro cuando no existe estimulación,  y los niños pierden las posibilidades de desarrollo cerebral”.

El juego

Entre dinámicas de preguntas y respuestas con los invitados, se presentó el equipo técnico supervisor regional de la JUNJI, entablando como principal herramienta de aprendizaje el  juego de los niños.

Definen “jugar”, como un modo de interactuar con la realidad pasando a ser al actividad principal de los pequeños e imprescindible para un desarrollo adecuado, mediante el cual adquieren habilidades, destrezas, conocimientos, conductas y valores  determinándose como aprendizaje.

Practicar didácticas, dinámicas y juegos, en la sala de clases, se transforman en un modo de interactuar con la realidad y donde el niño aprende a compartir con su entorno, competir sin violencia, desarrollar su personalidad, fantasear y sentir placer al mismo tiempo que internaliza o adquiere habilidades, conocimientos y valores.

Noticias relacionadas

Share This