Académica y Fonoaudióloga logra reunir 2 mil pañales y más elementos para maternidad del Hospital El Pino | ORGULLO UNAB | Fonoaudiología UNAB
Alumni

La creatividad, solidaridad y empatía son propios de Macarena Drago, egresada de la UNAB y académica de la Escuela de Fonoaudiología de esta misma casa de estudios. ¿La razón? La fonoaudióloga organizó una campaña solidaria que logró reunir 2 mil pañales, 12 botellas de champú, 80 ajuares y 15 tarros de leche para los recién nacidos del Hospital El Pino, en San Bernardo.

Escrito por

Sin duda que el sistema de salud público se ha visto exigido hasta el límite debido a la pandemia más severa que ha afectado al mundo y a Chile en los últimos 100 años. Uno de los recintos hospitalarios más estremecidos por esta crisis sanitaria es el Hospital El Pino, que debe atender a un gran número de pacientes con Covid-19 que provienen del sector sur de la Región Metropolitana.

Macarena Drago Torrijos llegó a la UNAB en el 2006 como estudiante y actualmente es una de las académicas más potentes de la Escuela de Fonoaudiología de la U. Andrés Bello, que se desempeña en el programa de screening neonatal en el Hospital El Pino, campo clínico UNAB.

Macarena-Drago

Hoy, en medio de la crisis, la profesora Drago está satisfecha. Una cadena de favores que viene desarrollando desde hace tres años (cuando llegó al recinto hospitalario de San Bernardo) tuvo excelentes frutos: Logró reunir 2 mil pañales, 12 botellas de champú, 80 ajuares y 15 tarros de leche para los recién nacidos del hospital sanbernardino.

“Las campañas solidarias las inicié debido a la triste realidad que sufren las familias más vulnerables de nuestro país. Encontrarme con recién nacidos sin pañales, sin ropa de cambio, entre otras, fue muy duro. A raíz de eso es que partí pidiendo a mis amigos y conocidas, la ropa de sus hijos que ya no usaban, yo la recolectaba, la lavaba, planchaba y la entregaba en los servicios de Neonatología y Puericultura de la maternidad del Hospital El Pino”, relata la fonoaudióloga y académica UNAB.

“Ha sido duro ver a mamás con sus recién nacidos con exámenes positivos de Coronavirus. Pero hay que ser fuerte y atenderlas con la mayor tranquilidad y amabilidad, ya que es evidente que el miedo y angustia que todos sentimos, afecta más la tranquilidad de nuestros pacientes”.

“Muchos me empezaron a conocer y se dieron cuenta, en cierta medida, de que lo que publicaba era cierto, fui ganando confianza y credibilidad entre mis contactos y ahora la gente me apoya mucho más”, subraya.

Maca Drago

Esta época ha sido difícil para Macarena, quien está en el epicentro de la crisis sanitaria. “Ha sido duro ver a mamás con sus recién nacidos con exámenes positivos de Coronavirus. Pero hay que ser fuerte y atenderlas con la mayor tranquilidad y amabilidad, ya que es evidente que el miedo y angustia que todos sentimos, afecta más la tranquilidad de nuestros pacientes. He aprendido poco a poco con esta pandemia a poner una coraza frente a nuestros usuarios de manera de darles tranquilidad para que tengan una pronta recuperación, pese que uno como profesional de salud vive embarcado de miedos, incertidumbre y penas por todo lo que ocurre y por todo lo que uno ve día a día”, reconoce.

La profesional admite lo duro que ha sido este periodo en lo personal. “A veces pienso que es una pesadilla y que en cualquier minuto despertaremos, pero lamentablemente no es así. Mi principal pilar ha sido mi familia, quienes me apoyan a través de llamados virtuales, mensajes entre otros, amigos y mi novio que me aguanta y contiene cuando la pena y el miedo me sobrepasan. Actualmente, tuve que dejar la casa de mis padres para cuidarlos del contagio debido a la exposición que tengo. Ha sido duro”.

Más información sobre los protocolos institucionales adoptados, así como los detalles de la campaña “Prevenir en UNAB”, pueden revisarlo en www.unab.cl/coronavirus. Para consultas adicionales pueden escribir a coronavirus@unab.cl.

 

Noticias relacionadas

Share This