Voz del experto | Recomendaciones para el retorno de la educación online
Educación y Ciencias Sociales

Con foco en la educación preescolar y básica la psicopedagoga Pamela Araya entregó consejos a los padres y apoderados en este retorno a las clases, esto porque en el contexto actual por el Coronavirus deben dividirse entre tener un rol fundamental en la educación de los más pequeños y sus propias labores diarias.

Escrito por

Este lunes se retomaron las clases a distancia en la educación escolar, motivo por el que profesores y apoderados regresaron al formato que quedó en pausa debido al adelanto de las vacaciones de invierno. La psicopedagoga y académica de UNAB Pamela Araya R. analizó este regreso a clases en un formato al que la comunidad escolar se adapta, en la medida de lo posible, en el contexto de la emergencia sanitaria por la pandemia Covid-19.

¿Los estudiantes tendrán efectos en su aprendizaje producto del cambio en su rutina?

Resulta difícil determinar con precisión los efectos en el aprendizaje de los estudiantes, ya que son muchas las variables que están comprometidas, algunas podrían ser de índole personal y otras, propias del contexto familiar y socio educativo donde los estudiantes están inmersos. El conocer estas variables, podría determinar qué tan efectivo es el rumbo que está siguiendo el estudiante y cómo, en nuestra calidad de padres o apoderados, podemos contribuir para que este camino lleve al aprendizaje.

¿Cuáles son esas variables?

La primera es la capacidad de adaptación y el poder flexibilizar el pensamiento para la búsqueda de alternativas. En estos meses nuestro país y el mundo entero ha tenido que cambiar drásticamente su estilo de vida. Así también lo han hecho nuestros estudiantes. El cambio desde una rutina educativa centrada en la escuela a este nuevo escenario excepcional, donde la sala de clases ha sido reemplazada por un “espacio” dentro de la casa, sin duda genera desconcierto. Por ello es importante acompañar a los estudiantes en esta búsqueda de alternativas que permita planificar y organizar su rutina de estudios lo más natural o amena posible. Bajo este escenario, cobra relevancia el manejo y respeto de los espacios dentro del hogar, ya que de ellos dependerá que tan atentos y dispuestos estén los estudiantes para el aprendizaje. Si las clases se desarrollan en espacios de mucho ruido, será más difícil la comprensión de contenidos y el desarrollo de las habilidades propias de cada nivel escolar.

¿Entonces cómo generar un entorno apto?

Un efecto que podría ser favorable para el aprendizaje lo constituye el transmitirles una actitud optimista frente a su rol como estudiante. Si la situación lo permite, podemos dialogar sobre cuáles podrían ser las tareas y responsabilidades en este periodo. El mirar hacia adelante con una actitud positiva creyendo que las metas trazadas son posibles de lograr, podrían generar la confianza para asumir nuevos desafíos.

El uso adecuado de los recursos educativos con los que cuenta el estudiante (TICs, TV Educa u otros), podría ser de gran ayuda para complementar su aprendizaje, ahora que comenzaron sus clases con modalidad remota.

¿Qué acciones deben asumir los padres y apoderados para sustentar esta educación a distancia?

Es importante que las familias, en la medida de lo posible, estén atentos a los comunicados que provengan de los colegios. De esta forma se canaliza mejor la información de esa unidad educativa. En el caso de los colegios que cuentan con página web, es importante estar monitoreando constantemente. Algunos de ellos han incorporado plataformas on line para permitir que los estudiantes accedan a las aulas virtuales según horarios establecidos.

Organizar el horario de estudio considerando el calendario del colegio, definiendo periodos de estudio y de ocio. Disponer de recursos como carpetas, destacadores, block de notas que hagan posible que las materias que vayan estudiando se desarrollen con orden y prolijidad. Se trata de lograr autonomía en los estudiantes, por ende, apoyar sólo en la medida que ellos lo necesiten.

¿Esta instancia de crisis sanitaria presenta ventajas para apoyar de mejor forma el aprendizaje?

Todo dependerá de que tan ejecutivos seamos para tomar las mejores decisiones, y no “morir” en el intento. En este tiempo podemos apoyar a nuestros hijos en la exploración de diversas plataformas educativas que ayudarán en la preparación de trabajos de investigación, talleres, tareas y otras actividades que propongan desde el colegio.

En el caso de los más pequeños, que aún no tienen acceso al aprendizaje de la lectura y escritura, podemos crear instancias lúdicas, realizando juegos con materiales didácticos, contarles cuentos y luego dibujen o dramaticen lo escuchado, Karaoke infantil de lectura para los que requieren potenciar la velocidad lectora, juegos de mesa, de memoria (dominó), trabalenguas, origamis, mandalas, etc.

El apoyo de los niños y niñas en las labores domésticas ayudará a que la familia organice su rutina, además se fomentará la participación y sentido de pertenencia. También el cocinar en familia tiene muchos beneficios educativos, ya que se desarrollan habilidades de comprensión lectora, matemáticas, atención, memoria, planificación, revisión, entre otras. Hay que analizar esta instancia de crisis sanitaria como una oportunidad, valorando el tiempo para estamos juntos.

¿Es recomendable separa las actividades de la familia en bloques con horarios definidos y en espacios destinados para determinadas tareas?

Se deben organizar rutinas de estudio y también de tiempo libre, con un horario que podría variar de 30 a 45 minutos, dependerá de la concentración de cada estudiante. No se debe abusar de extensas horas frente a la pantalla (especialmente video juegos). Se sugiere que los estudiantes dispongan de un calendario mensual, donde vayan registrando las fechas de tareas y evaluaciones, lo cual permitirá realizar un seguimiento y preparación anticipada de cada hito. Si se registra con tiempo la fecha para rendir una prueba, por ejemplo, de un libro del plan lector, el estudiante podrá disponer del tiempo suficiente para realizar un resumen o un dibujo, mapa mental, mapa conceptual, presentación en ppt, etc.

Por último, no olvidar que estamos frente a un contexto educativo inédito, que se presentó sin contar con planificación alguna, pero del que saldremos favorecidos si contamos con la ayuda de todos.

Noticias relacionadas

Share This