Académico de UNAB es parte de investigación sobre Covid-19 en Francia
DESTACADO PORTADA

El profesor del área de Razonamiento Científico de Formación General, doctor Christopher Fitzpatrick, es parte del equipo que busca diseñar y desarrollar un método capaz de inhibir la replicación y transcripción del virus.

Escrito por

El doctor Christopher Fitzpatrick llegó a Francia en abril de este año para unirse a un equipo de nueve investigadores, de distintos laboratorios, que proyectan contar con una posible terapia contra el SARS-CoV-2, y que tiene por objetivo disminuir la severidad de la enfermedad.

El profesor del área de Razonamiento Científico de Formación General de UNAB, e investigador postdoctoral, realiza un trabajo diverso, teórico y experimental en el proyecto francés del que se enteró a través de la doctora Verónica Burzio, investigadora de la Fundación Ciencia y Vida, y docente de la UNAB, quien fue su directora de tesis de doctorado.

La doctora Burzio tenía una colaboración hace algunos años con el grupo liderado por el doctor Eric Barrey, perteneciente al INRAE de la Universidad Paris-Saclay. Burzio le comentó que buscaban un investigador con experiencia en RNA y otros aspectos específicos. “Luego postulé y después de algunas entrevistas y de evaluar la posibilidad de viajar con cierres de fronteras y otras restricciones, fui seleccionado para participar en el proyecto”, relató.

¿De qué se trata la investigación que desarrollan?

El propósito es diseñar y desarrollar un método capaz de inhibir la replicación y transcripción del virus, como prueba de concepto a nivel experimental, lo que podría permitir contar con una posible terapia contra el SARS-CoV-2. Esta tendría por objetivo disminuir la severidad de la enfermedad.

¿Qué tan cerca ven esos resultados?

En el pasado, junto con medidas profilácticas se desarrollaron antibióticos, que ayudaron a disminuir la mortalidad por enfermedades causadas por bacterias. Para los virus es otro el panorama, primero se desarrollaron antivirales útiles en el tratamiento de los virus Herpes en los 60s mediante ensayo y error, luego para el VIH en los 80s y desde hace algunos años se han desarrollado antivirales para virus respiratorios como la influenza. Y aunque se han estudiado a nivel experimental posibles terapias para otros coronavirus como el SARS-CoV-1 o el MERS, no existe nada específico aún para el SARS-CoV-2.

¿Cuál es la relevancia de la investigación?

Si uno piensa en el impacto respecto a la situación de la pandemia de Covid-19, el desarrollo de nuevas estrategias terapéuticas que eviten la replicación del virus podría ayudar a disminuir la severidad de los síntomas asociados a la enfermedad y posiblemente su transmisibilidad, lo que impactaría la tasa de hospitalización y la mortalidad. Por la misma razón existen varios laboratorios que investigan distintas estrategias para este objetivo, nosotros hacemos una más entre varias.

¿Cuál es el aporte al mundo científico?

La relevancia de este tipo de investigaciones es bastante amplia. Permite por ejemplo conocer más aspectos básicos sobre la biología de estos agentes y esto podría abrir caminos para el tratamiento o prevención de otras enfermedades. Aunque el propósito es aplicado, o sea desarrollar un fármaco, terapia etc., no existe investigación aplicada sin investigación básica. El conocimiento que se puede adquirir a partir de este tipo de investigaciones puede impactar muchas áreas del conocimiento.

Esto se suma a otras estrategias, como el uso de mascarillas o la restricción del desplazamiento de las personas a nivel de población o desarrollo de vacunas, que, aunque son esenciales para combatir al virus a este nivel, son medidas profilácticas, no son de utilidad una vez que el paciente está enfermo. Esto es un tema importante porque es probable que algunas vacunas no sean tan eficientes para algunas variantes nuevas del virus. Los agentes biológicos causantes de enfermedades se adaptan, se seleccionan naturalmente. Si consideramos la gran cantidad de personas contagiadas en este momento, esa selección se hace más probable aún.

¿Qué significa para tú desarrollo profesional ser parte de esta investigación?

Como investigador es una oportunidad única para aprender y poner en práctica lo aprendido. Personalmente me siento muy afortunado y agradecido de tener la posibilidad de contribuir con un granito de arena a lo que muchas personas hacen, el personal de salud, los trabajadores de recolección de basura, el personal de laboratorios de diagnóstico y todos quienes se esfuerzan por mantener a la sociedad en pie. Como profesor de Razonamiento Científico de la UNAB tengo la oportunidad de transmitir a los estudiantes algunas de las cosas que voy aprendiendo y la experiencia de trabajar en otro país. Eso es tremendamente enriquecedor.

Noticias relacionadas

Share This