Facultad de Comunicaciones
Escrito por

Alumnos y académicos de la sede Casona de U. Andrés Bello participaron de la iniciativa Autopía, organiza por la Escuela de Publicidad con el objetivo de compartir el automóvil y así colaborar en disminuir los tacos y la contaminación de Santiago.

Manos de todos colores impregnaban los parabrisas de decenas de automóviles con dirección a la zona oriente de Santiago. Esta fue la escena que caracterizó a la Campaña “Autopía” desarrollada por la Escuela de Publicidad de la U. Andrés Bello. Las manos de colores eran el logo que identificaba a los conductores que se sumaron a la iniciativa ideada para reducir los niveles de contaminación acústica, ambiental y visual compartiendo el auto.

Las cifras avalan la iniciativa. Según datos de la Unidad Operativa de Control de Tránsito, existen en la Región Metropolitana 180 puntos de congestión. De estos, hay 20 que son críticos y se ubican en la zona oriente entre las 7.30 y las 9 de la mañana y entre las 17.30y 20 horas.  Es por esto que el pasado viernes 29 de abril, Autopía se convirtió en todo un éxito.

Alumnos inscritos para transportar o ser transportados anunciaban por las calles esta iniciativa. Los paraderos de micros fueron puntos estratégicos para que los alumnos se ubicaran con carteles que los identificaran como estudiantes de la UNAB. Allí esperaban hasta que algún automóvil los recogiera y llevara hasta la casa de estudios ubicada en el sector oriente de la capital.

Uno de los académicos guía de esta campaña fue Fernando Espinoza, quién se mostró muy contento por los resultados. “Esta era una campaña interna y pequeña, pero los alumnos se entusiasmaron y entendieron el mensaje. Lo importante, sería ahora, repetir esta instancia y traspasarla al resto de las sedes de la universidad”, comentó el profesor de publicidad.

Noticias relacionadas

Share This