Académica estudiará en universidad reconocida a nivel mundial en discapacidad | Diploma en Habilidades Laborales UNAB
Diploma Habilidades Laborales

Micaela Turres, coordinadora académica del Diploma en Habilidades Laborales de la U. Andrés Bello, se prepara para viajar a España para cursar un magister en la U. de Salamanca, una de las instituciones de educación superior más prestigiosas en el ámbito de la discapacidad. 

Escrito por

Micaela Turres estudió Psicopedagogía en la Universidad Andrés Bellotras titularsellegó a conformar el equipo de trabajo del Diploma en Habilidades Laborales de la UNAB, sede Viña del Mar, como coordinadora académica.

Hoy, a sus 25 años esta viñamarina está a punto de enfrentar un nuevo desafío: Instalarse en España para estudiar un magister en la U. de Salamanca, institución reconocida a nivel mundial en el área de la discapacidad. 

¿Por qué te interesó el área de la inclusión?
Porque es un área muy desafiante intelectualmente, ya que la diversidad implica estar constantemente perfeccionándose para atender a las necesidades de apoyo de cada estudiante, orientando el proceso de aprendizaje y la potenciación de sus habilidades. 

Micaela Turres

¿Cómo ha sido tu experiencia trabajando en el Diploma en Habilidades Laborales?
Ha sido una gran experiencia, ya que me ha permitido profundizar mis conocimientos en el área de la inclusión y adquirir herramientas que me permitan atender a las necesidades y los apoyos que cada estudiante requiere de acuerdo con sus características individuales. Además de trabajar colaborativamente con distintos profesionales; lo cual nutre la mirada profesional, ya que todos apuntan a favorecer la calidad de vida de cada estudiante desde sus distintas especialidades. Por último, me ha permito especializarme en las adaptaciones de materiales pedagógicos basado en la accesibilidad cognitiva y DUA. Seguiré vinculada al trabajo del programa pesar de estar en España, ya que mi interés es volver a trabajar en la Coordinación Académica. 

¿Hay algún estudiante que te haya quedado en el recuerdo, que te haya impresionado?
De todas maneras, cada estudiante es un desafío en sí, ya que, al ser tan diversos, hay que implementar estrategias, metodologías y adaptaciones a cada actividad o evaluación. En particular, recuerdo a un estudiante de alto funcionamiento que requería desafíos intelectuales, lo cual me generaba curiosidad y estar en una constante búsqueda profesional para innovar en estrategias metodológicas, por ejemplo, utilizando distintas plataformas tecnológicas. 

“Creo que es importante otorgar mayores oportunidades y espacios para que los jóvenes y adultos en situación de discapacidad puedan desenvolverse de manera integral. El paso del colegio a la universidad se complejiza cuando no existen los apoyos y las instancias para que pueda ser un paso amigable y accesible”.

¿Qué aprendiste en el tiempo que trabajaste en el Diploma?
Aprendí que la diversidad, nos nutre como sociedad. Cada joven desde su particularidad contribuye de manera significativa en los distintos entornos laborales donde éstos se desenvuelven. El proceso formativo debe estar siempre centrado en la persona, destacando las fortalezas y habilidades que cada uno presenta. Además de ser flexible, adaptado a las necesidades y apoyos que cada estudiante requiere. Es fundamental trabajar colaborativamente para alcanzar los objetivos propuestos para cada estudiante. 

¿Cómo surge la instancia de ir a estudiar un Magister en Salamanca, una universidad con más trayectoria en discapacidad?
Surge de mi inquietud e interés por realizar el máster en una Universidad reconocida a nivel internacional en el área de la discapacidad. Además, lo escogí por contar con un cuerpo académico que uno destaca por sus publicaciones e investigaciones en el área, siendo reconocida como la más antigua de habla hispana y por ser pioneros en los temas asociados a la Discapacidad. La Universidad de Salamanca me permitirá obtener las herramientas investigativas necesarias para contribuir de manera activa en nuestra sociedad, ya que aún los procesos investigativos en esta área son escasos en nuestro país. 

Un aporte

¿Cuáles son tus expectativas con este Magister?
Tengo altas expectativas, ya que, al ser una universidad prestigiosa, creo que va a ser un desafío intelectual importante. Además, estoy segura de que me va a entregar los conocimientos necesarios para producir investigaciones que contribuyan a mejorar la calidad de vida de las personas con todo tipo de discapacidad. Siendo este el principal objetivo, poder aportar de manera activa y concreta en la búsqueda de información y estudios que releven información aplicable en los distintos contextos donde éstos se desenvuelvan, para que puedan trazar sus proyectos de vida.

¿Qué crees que es lo que debe mejorar en Chile en cuanto a la inclusión?
Creo que es importante otorgar mayores oportunidades y espacios para que los jóvenes y adultos en situación de discapacidad puedan desenvolverse de manera integral. El paso del colegio a la universidad se complejiza cuando no existen los apoyos y las instancias para que pueda ser un paso amigable y accesible. Una de las maneras de sentirnos parte y activos en la sociedad, es el ámbito laboral y para ello, es fundamental la formación sociolaboral. 

En el plano laboral, ¿qué piensas de la ley de inclusión laboral?
Si bien es cierto, en nuestro país hemos avanzado en la normativa legal 21.015, aun la tasa de contratación de personas con discapacidad es baja con respecto a otros países. Considero que todas las empresas deberían contar con personas con discapacidad por la valoración de su trabajo al igual que cualquier otra persona y no por cumplir con la cuota designada. La diversidad en los equipos de trabajo favorece el cumplimiento de los objetivos y misiones planteadas por cada empresa. Miradas diferentes nos nutren profesionalmente y como personas, ya que aprendemos de otros y con otros. El mercado laboral debe promover la inclusión en entornos laborales abiertos y normalizados, donde cada joven pueda desenvolverse y aportar de manera concreta en nuestra sociedad, como es el caso de los estudiantes del Diploma. La gran mayoría de ellos se queda trabajando en sus centros de práctica, por su formación y gran disposición a generar un trabajo de calidad.

¿Esperas volver a trabajar en Chile en el área de inclusión?
Sí, esa siempre fue mi idea inicial. Mi objetivo es contribuir con investigaciones en el Diploma, Universidad y en nuestra sociedad, ya que urge la necesidad de actualizar y profundizar los conocimientos en el área de la discapacidad, sobre todo desde la mirada psicopedagógica. 

logo inclusión

Noticias relacionadas