Experta entrega últimos tips para enfrentar la PSU

Escrito por mjorda

28 noviembre, 2012

Alimentarse bien, dormir las horas necesarias, realizar actividad física relajante y responder aquellas preguntas que resulten más fáciles, son algunas de las recomendaciones.

Quedan sólo días para rendir la Prueba de Selección Universitaria (PSU) y la ansiedad y el bloqueo emocional se pueden evitar siguiendo simples consejos para enfrentar la prueba antes y durante su ejecución, asegura Josefina Guerra, Directora del Preuniversitario de la  U. Andrés Bello (PREUNAB).

La experta recomienda a días de rendirse la PSU estar tranquilos y sobre todo descansar: “Repasar o no contenidos va a depender de cada persona, sin embargo, para quienes se prepararon todo el año aconseja revisar los llamados ‘mapas conceptuales’, especies de resúmenes visuales de la materia estudiada”.

En la víspera los tips son claros. Acostarse temprano, descansar bien, no ingerir fármacos que no hayan sido recetados por un médico y realizar alguna actividad física que ayude a relajarse. “Es útil para disminuir el nerviosismo, asistir al reconocimiento de salas y familiarizarse con el lugar donde rendirás la PSU”, dice la Directora de PREUNAB. Recuerda que el domingo de 2 de diciembre es el reconocimiento de salas.

Durante la PSU

El lunes 3 y martes 4 de diciembre, se rendirá la prueba en todo el país y hay cosas básicas que no debes olvidar, por ejemplo, la cédula de identidad, lápices grafitos n°2, sacapuntas y goma. Josefina Guerra sugiere salir temprano para llegar a la hora a dar la PSU y apagar el celular de modo que no interfiera en la concentración propia y de los compañeros de sala.

“Si no tienen contemplado volver al almorzar, indica la especialista, se recomienda una colación nutritiva, pero liviana. Y, en caso de fatiga, muy común en periodos de ansiedad, es conveniente disponer de caramelos que se puedan deshacer en la boca, pues proporcionará energía rápida”.

Con la prueba ya enfrente los consejos de la experta en PSU,  es leer con detención el enunciado de cada ejercicio para determinar exactamente qué es lo que se pregunta y prestar atención a aquellas interrogantes que contiene una negación o exclusión.

“Para prevenir aumentar la ansiedad y bloqueo mental, se recomienda responder en primer lugar aquellas preguntas que resulten más fáciles. Así tendrás la oportunidad de revisar la prueba completa y responder lo que se maneja. Recuerda que las respuestas incorrectas se penalizan y si se trata de preguntas que exigen conocimientos precisos de hechos, fenómenos, fechas, etc., sólo se deben responder si se sabe realmente la respuesta”, advierte Josefina Guerra.

Por Débora Gutiérrez
dgutierrez@unab.cl