Experta broncopulmonar analiza los beneficios de la nueva Ley del Tabaco

Escrito por mjorda

3 junio, 2011
La académica de la U. Andrés Bello explicó que los trabajadores de restaurantes y lugares donde se permite fumar son los más beneficiados con esta medida. Según la especialista, un fumador pasivo puede inhalar este humo lo que equivaldría a consumir un cigarro por cada cinco que fuma un consumidor de cigarrillos. 
Recientemente, el Ministerio de Salud anunció que el proyecto de ley que modifica la actual normativa, fue enviado al Congreso con carácter de urgente y contempla que todos los espacios donde convivan los fumadores y no fumadores se declaran “espacios libres de tabaco”. Los lugares donde tendrá que existir ambiente libre cien por ciento de humo de cigarros son pubs, restaurante, gimnasios y estadios, es decir, espacios donde se realicen actividades colectivas.

En Chile el 10% de niños de 8 años que están en quinto básico ha fumado; el 37% de todos los escolares que salen de cuarto año fuma y el 42% de la población chilena consume cigarrillos. Estas cifras nos sitúan como el país en Latinoamérica con mayores índices de tabaquismo infantil y el de más alta prevalencia de tabaquismo a toda edad, comenta la Dra. Carolina Herrera, académica de la Facultad de Medicina de la U. Andrés Bello y vicepresidenta de la Sociedad Chilena de Enfermedades respiratorias.

La broncopulmonar destaca que en Irlanda se comparó la calidad del aire al que están expuestos los trabajadores de restaurantes y lugares donde se permite fumar. Se observó que al aplicar la ley de ambientes 100% libre de tabaco, disminuye en un 79% el monóxido de carbono exhalado por estas personas y un 81% de cotinina de la saliva. Esto se asoció en una mejor calidad respiratoria de los empleados. Se comprobó, además, que esta medida reduce en 19% las hospitalizaciones por infarto agudo al miocardio.

Humo de segunda mano

 “Si nos referimos a las consecuencias para la salud del tabaquismo principalmente de segunda mano, es decir, la combinación del humo que proviene del cigarrillo directamente y del humo exhalado por los fumadores, sabemos que un trabajador que no fuma pero inhala este humo es como que fumara un cigarro por cada cinco que fuma un consumidor de cigarrillo”.

El humo de segunda mano contiene 50 cancerígenos y metales tóxico como arsénico, plomo monóxido carbono, amoniaco y 4 mil productos químico en la combustión de cada cigarrillo. Por eso con esta Ley, indica la especialista, se busca evitar la muerte prematura, la exacerbación de enfermedades crónica y daños en feto de embarazadas que inhalan el humo y no fuman. Además, se pretende evitar los riesgos de desarrollar accidentes cerebrovasculares y enfermedades coronarias.

La académica de la Facultad de Medicina de la UNAB explica que diversos estudios comprueban que con medidas como evitar los lugares con personas que fuman y no, se disminuye en 19% las hospitalizaciones por infarto agudo al miocardio. “El doctor Sergio Bello realizó un estudio a funcionarios de la salud en Chile en el 2004, el que arrojó que el 90% de los encuestados se mostró de acuerdo a que no se fumara en espacios públicos, y el 78% de los fumadores estuvieron a favor”, comenta.

Detractores de la ley

Estos datos se suman a otro estudio del mismo Dr. Bello realizado a trabajadores de establecimientos educacionales, quienes expresaron en un 92% estar dispuestos a colaborar para que no se fume en colegios. El camino de este proyecto, recién comienza, pero ya aparecen sus detractores como los dueños de locales nocturnos. Argumentos que según la Dra. Herrera no tienen fundamentos. En España, que nos lleva un año de ventaja en la restricción de lugares para fumadores, no se produjo un descenso económico en el área hotelera-gastronómica.

“¿Por qué en Chile debería ser diferente? Al contrario, en términos económicos, esta medida ayudaría a la economía del país puesto que a largo plazo se puede proyectar una reducción en los costos en las atenciones de salud a personas que seguirían fumando y padecerían enfermedades relacionadas con este vicio”, concluye la académica que encabezó el I Simposio de ambiente libre de tabaco realizado con internos de Medicina de la UNAB y el Dr. Carlos Jiménez Ruiz, experto mundial sobre estrategias antitabaqueras.