Concepción
Escrito por

El Dr. Gabriel León, Bioquímico y Doctor en Biología Celular y Molecular, reconocido comunicador científico, autor del libro “La Ciencia Pop” y director del Centro para la Comunicación de la Ciencia de la Universidad
Andrés Bello será el invitado principal para el cierre del ciclo de conversatorios científicos organizado por la Universidad de Concepción.

 

Pseudociencias es el tema elegido para cerrar el ciclo de coinversatorios científicos de realiza la Universidad de Concepción. Homeopatía, flores de bach, astrología, reiki, biomagnetismo, bioneuroemoción, “nueva medicina germánica”, medicina tradicional china, acupuntura, quiropráctica, osteopatía, masoterapia, numerología, Programación Neurolingüística, ufología, son algunas de estas Pseudociencias y Pseudoterapias, las que han tenido un relativo auge en el país en los últimos años y que este miércoles abordará el bioquímico y director del Centro para la Comunicación de la Ciencia de la Universidad Andrés Bello.

Al evento organizado por el Centro de Biotecnología UdeC en conjunto con PAR Explora Biobío y la Dirección de Extensión UdeC,  asistieron más de 700 personas en sus 7 cafés realizados este año, que completan este año los 70 encuentros desde su origen en 2009.

La actividad está programada para este miércoles 20 a las 19.00 horas en la Sala Universidad De Concepción David Stitchkin de la Galería Universitaria, en pleno  centro de Concepción.

 

El debate sobre las pseudociencias

Aún cuando han ganado popularidad en Chile, han sido blanco de críticas por parte de la comunidad médica y científica en todo el mundo.

Incapaces de demostrar sus supuestas propiedades curativas, sus principios activos y fundamentos científicos que las avalen, países como España, Francia, Australia y Canadá entre otros, están tomando medidas para restringir su publicidad, ventas bajo el concepto de “terapia”, como también su uso por parte de médicos y centros de salud.
El asunto se ha vuelto complejo, en especial para pacientes en búsqueda de tratamientos complementarios a la medicina tradicional basada en evidencia. Tan así, que un estudio reciente concluyó que las ‘medicinas alternativas’ aumentan hasta un 470% el riesgo de muerte en pacientes de cáncer, ya que muchos optan por retardar un tratamiento tradicional en beneficio de uno alternativo, perdiendo valioso tiempo para frenar el avance de esta enfermedad.

Más allá de los fundamentos biológicos, químicos y físicos, también juegan un rol los factores emocionales y cognitivos para preferir o no una pseudociencia, ¿Cómo podemos identificar una pseudociencia? ¿Qué hace preferir a un paciente una pseudoterapia frente a la medicina tradicional? ¿Por qué se ha vuelto popular su uso? ¿Qué respuestas tiene la ciencia tradicional para combatir el uso masivo de pseudociencias?

 

 

 

 

 

 

 

Noticias relacionadas

Share This