¿Cómo sobrevive el Luche chileno cuando baja la marea? Investigadores de la UNAB estudian sus mecanismos de tolerancia a la falta de agua

Escrito por María José Marconi

13 marzo, 2017

– El estudio, liderado por la investigadora de la Facultad de Ecología y Recursos Naturales de la UNAB, Dra. Loretto Contreras Porcia, intenta comprender cómo las especies de algas tolerantes a la deshidratación logran sobrevivir cuando quedan expuestas al aire, usando como modelo al luche chileno. 

-La investigación fue publicada por la revista Planta y en ella participaron estudiantes de pre y post grado de la Universidad Andrés Bello (ver artículo).

  Por: Gabriel León / gleon@unab.cl

Las especies de algas tolerantes a la desecación, como el luche chileno (Pyropia orbicularis), pueden tolerar una pérdida de agua cercana al 96% durante la exposición al aire.

Para entender esta impresionante tolerancia a la pérdida de agua, los investigadores evaluaron varios factores de tolerancia mediante diferentes técnicas de biología molecular y bioquímica durante el ciclo natural de desecación y rehidratación, que ocurre con las mareas baja y alta, respectivamente. Para esto, se comparó además la respuesta del Luche con la de otras algas que no toleran la desecación.

Los resultados mostraron que, durante la desecación, cambia el perfil de expresión de varios genes relevantes para el metabolismo basal y la tolerancia al estrés oxidativo. Este último punto parece bastante relevante, ya que la actividad de proteínas involucradas en la tolerancia al estrés oxidativo fue alta en el luche chileno y baja en las especies que son sensibles a la pérdida de agua.

¿Por qué resulta interesante conocer los mecanismos de tolerancia al estrés hídrico en esta alga? La Dra. Contreras explica que esta respuesta “no es solo en el luche/nori, por lo que la caracterización de estas respuestas fisiológicas podría ayudar a explicar el patrón de zonación que presentan las algas a nivel intermareal frente al estrés ambiental”.

De la ciencia fundamental a la aplicada

Loretto-ContrerasLa Dra. Contreras Porcia destaca que el Luche es una especie comestible y existen registros de su consumo desde hace miles de años. Actualmente el mercado de esta alga bordea los 1.300 millones de dólares y por lo tanto se trata de una especie interesante tanto desde el punto de vista biológico como comercial. Por otro lado, los mecanismos de tolerancia al estrés hídrico en el luche son equivalentes a las que presentan plantas terrestres con alta tolerancia a la falta de agua.

En el actual escenario de cambio climático resulta muy relevante conocer este tipo de mecanismos, que podrían ser relevantes para enfrentar un escenario agrícola con escasez de agua. Por otro lado, la Dra. Contreras señala que también están identificando y caracterizando compuestos químicos con posible actividad farmacológica derivados de esta alga, dado su gran tolerancia al estrés ambiental.

***

La investigación en el laboratorio de la Dra. Contreras es financiado por el Gobierno de Chile a través de un proyecto FONDECYT (1120117) y por la Dirección General de Investigación de la Universidad Andrés Bello (DI-501-14/R).

Estudio: Camila Fierro, Camilo López-Cristoffanini, Andrés Meynard, Carlos Lovazzano, Francisco Castañeda, Eduardo Guajardo & Loretto Contreras-Porcia. 2017. Expression profile of desiccation tolerance factors in intertidal seaweed species during the tidal cycle. Planta, DOI: 10.1007/s00425-017-2673-0)