UNAB Viña del Mar trabaja intensamente en apoyo a Valparaíso

Escrito por Valeria Aspillaga

14 abril, 2014

Más de doscientos alumnos de la universidad se reunieron en el campus de la calle Quillota para iniciar el proceso de colaboración.

Conocido el inicio del devastador incendio ocurrido el pasado sábado en Valparaíso, la Federación de la Universidad Andrés Bello sede Viña del Mar, FEV, inició inmediatamente las coordinaciones para conformarse como centro de acopio.

Con un intenso trabajo, que no sólo se remitió a la organización de donaciones, más de 200 voluntarios se reunieron el domingo en el Campus Viña del Mar para armar canastas familiares con insumos básicos y ropa.

“Nos movilizamos por Facebook y los voluntarios llegaron el domingo. Desde entonces no hemos parado. Lo principal ha sido entregar rápidamente apoyo de alimentos no perecibles”, precisó Francisco Vergara, encargado del acopio de comida.

Asimismo, Nataly Campusano, delegada de la FEV, comenta: “Fuimos el primer centro de acopio en Viña del Mar y junto con el de la municipalidad somos el que ha concentrado mayor ayuda. Contamos con voluntarios trabajando en los cerros Merced, La Cruz y Rocuant”.

Partir por casa

Con un centro de acopio, ubicado en la sala silenciosa de la biblioteca, y un centro de informaciones en la FEV, los voluntarios han coordinado la entrega de ayuda, así como también de cenas y almuerzos tanto para los habitantes de los sectores afectados como para los colaboradores que trabajan en dichos lugares.

“Nuestro principal objetivo es partir por casa, contactar a compañeros y a funcionarios afectados, así como también a sus familiares y amigos”, explicó Constanza Tamblay, delegada de Responsabilidad Social de la FEV.

“Logramos generar un catastro de dónde se necesita la ayuda de manera urgente y los voluntarios han llegado a esos lugares. No queremos ser un centro de acopio que lleva ayuda a otro centro de acopio, sino que queremos entregar directamente. Además queremos generar un trabajo a largo plazo con quienes pertenecen a las UNAB y salieron afectados”, señala Tamblay.

En la sede Viña del Mar se suspendieron las clases hasta el lunes 21 de abril a fin de que los voluntarios puedan colaborar de manera permanente con Valparaíso. Además, se ha organizado una campaña para entregar huevitos de chocolate de Pascua de Resurrección por lo que se están recibiendo en el patio principal del campus.

Quienes deseen sumarse al trabajo de la FEV pueden acercarse a su oficina ubicada en el segundo piso de la Torre A del Campus Viña del mar.

Por Valeria Aspillaga

valeria.aspillaga@unab.cl