Investigador del Departamento de Matemáticas realiza estudio sobre ladrones

Escrito por mjorda

3 enero, 2012

Juan Carlos Oyanedel busca conocer a fondo a los ladrones especializados en casas: cómo operan, cuáles son sus motivaciones y cómo ven su propio trabajo.

La hipótesis fue bien simple: cada sociedad y sus características socio-económicas crea sus propios criminales. Entonces conocer quiénes son los que a diario irrumpen en las casas para hurtar en su interior, se convirtió en objeto de estudio para el doctor en criminología y sociólogo Juan Carlos Oyanedel.

El investigador del Departamento de Matemáticas de la U. Andrés Bello y su equipo iniciaron así una serie de entrevistas a los llamados monreros: ladrones especializados en robar casas con uso de la fuerza.

El primer elemento que estudiaron los especialistas, fue el componente racional de la actividad de los monreros. Los estudios internacionales señalan que dedicarse a robar viviendas, por el grado de especialización que este posee, es similar en complejidad a tener una carrera profesional. De hecho, el juicio experto que generan los ladrones de casas posee un elemento de automatización psíquica similar al que logra un médico o un ingeniero. Quienes lo consiguen lo logran luego de un largo proceso de “disciplinamiento profesional”.

La investigación se centró en tres etapas: conocer más de la actividad del monrero, sus motivaciones y básicamente identificar como perciben su trabajo. Un recorrido virtual por una vivienda, con ayuda de un Tablet PC, que permitió identificar puntos vulnerables para el hurto. “Esto porque quisimos observar, el orden y rapidez en la identificación de puntos vulnerables en una vivienda típica de nivel C3. Y, finalmente, realizamos una encuesta para caracterizar la experiencia del monrero”, señala el sociólogo.

El conocimiento que genera este tipo de estudios, podría ser sistematizado y formalizado en un “manual de robos de viviendas”. Para conocer las causas del delito, no es suficiente con estudiar a las víctimas, es necesario entender cuáles son los procesos de decisión que llevan a un ladrón a elegir una vivienda por sobre otra. “Esta idea, usada en estudios de comportamiento del consumidor, nos atrevimos a aplicarla al área de robos de viviendas. Aplicar este enfoque permite modelar estructuras de razonamiento criminal para hacer viviendas más seguras (menos atractivas o vulnerable a robos)”, explica Oyanedel.

Por Débora Gutierrez

dgutierrez@unab.cl