Ciencia y Tecnología

Dollversity es una línea de muñecas con diferentes identidades que busca promover la diversidad étnica y cultural, como también romper los estereotipos de género. La vocación y trayectoria de Bárbara Rojas, académica e investigadora UNAB, sirvió como inspiración para una de ellas.

Escrito por

“Desde pequeña me he preguntado si es que estamos solos en este enorme universo y cómo fue que se desarrolló la vida en nuestro planeta”, dice la historia de Mirene, la muñeca astrónoma chilena-haitiana que es parte de la colección Dollversity. Es uno de los trece modelos que, acompañados de material de apoyo adicional, buscan romper los estereotipos de género en el ámbito educacional y laboral, promover la inclusión y enseñar sobre distintas culturas, historia, geografía y naturaleza.

Bárbara Rojas, académica e investigadora del Departamento de Ciencias Físicas de la Universidad Andrés Bello, es la inspiración científica tras Mirene. Al percatarse de la ausencia de una muñeca astrónoma en la colección, la Dra. Rojas se puso en contacto con Denise Lama, Fundadora y Directora Ejecutiva de Dollversity, para proponerle esta opción. Así surgió la idea para una muñeca astrónoma chilena-haitiana que sería distribuida en los jardines de la JUNJI.

“Me pareció maravilloso, porque tiene que ver con la diversidad en diferentes formas, en una época donde hay empoderamiento femenino y al mismo tiempo estamos recibiendo inmigrantes, y se ha formado una atmósfera intolerante en el país”, explica. “Entonces me pidió ayuda con la parte científica de la muñeca, diseñar los videos, y transmitir cómo es realmente un observatorio y su entorno.”

Dada su experticia en el área estelar y exoplanetas, la dimensión científica de Mirene que construyó se basó en contestar de dónde venimos y cuáles son nuestros orígenes cósmicos. Así, desde Dollversity decidieron que la misma Bárbara, su vocación, intereses y trayectoria, fuese el modelo tras esta historia.

“Que a mis 36 años haya una muñeca que tenga una gotita de mí me encanta, mi niña interior está muy contenta. Encuentro que es fabuloso el trabajo que hace Denise y la idea de Dollversity; son muñecos de trapo, una muñeca que no tiene una figura perfecta y que tiene una historia, tiene un contexto donde ella cuenta de dónde viene, su familia y su trabajo en el norte de Chile en un observatorio donde estudia los exoplanetas. Ella quiere saber de dónde venimos y me parece muy positivo que los niños puedan jugar con esta muñeca y contagiarse con estas ideas.”

Noticias relacionadas

Share This