Dr. Daniel Paredes Sabja obtuvo el premio al Científico Joven 2015

Escrito por mjorda

11 abril, 2016

Con el fin de estimular el trabajo de científicos jóvenes, es que la Sociedad de Biología de Chile, en conjunto con el Grupo Bios, ofrecen el Premio al Científico Joven, el que cada año destaca la trayectoria de un científico que posea una línea propia de investigación y que sea gestor de un centro de investigación en un área específica.

Recientemente estas organizaciones anunciaron que el reconocimiento correspondiente al año 2015 recae en el Dr. Daniel Paredes Sabja, académico de la Facultad de Ciencias Biológicas de la Universidad Andrés Bello e investigador principal del GUT Microbiota and Clostridia Research Group.

Daniel Paredes-Sabja

Sobre este reconocimiento, el Dr. Daniel Paredes Sabja expresó que “recibir esta noticia fue una gran sorpresa que corrobora que el camino recorrido en estos años hasta hoy es el correcto. Con este premio siento que lo realizado desde que volví a Chile luego de cursar mi Doctorado en Estados Unidos, está rindiendo frutos”.

El académico de la Universidad Andrés Bello tiene 36 años de edad, cursó la carrera de Ingeniería en Alimentos en la Universidad Austral de Chile y un Doctorado en Microbiología Molecular de la Universidad del Estado de Oregon y Postdoctorado Patogénesis Bacteriana de la misma casa de estudios.

Investigación sobre Clostridium Difficile e infecciones intrahospitalarias

El grupo de investigación que lidera el Dr. Daniel Paredes Sabja dirige su trabajo a entender cómo las especies bacterianas patogénicas, Clostridium difficile y Clostridium perfingens desarrollan  infecciones entéricas y pueden propagarse y persistir en forma de esporas.

De esta forma, el trabajo del académico de la Facultad de Ciencias Biológicas se enfoca en eliminar los casos de recurrencia que afectan a los infectados por estas bacterias y que, dado el debilitado sistema inmune de muchos de los pacientes que contraen la infección, puede tener consecuencias graves, tales como daño irreversible en el intestino e incluso la muerte.

La razón de estas recurrencias se encuentra en que la bacteria utiliza como medio de supervivencia la liberación de esporas, las que se esconden en el tejido epitelial y, una vez que la infección ha sido controlada por medio de un tratamiento, se liberan provocando causales de recurrencia.

“Estas esporas son metabólicamente inactivas, impermeables a cualquier antibiótico y no se ven afectadas por los ataques del sistema inmunológico. Estas características las hacen imposibles de combatir durante el cuadro clínico y sólo pueden eliminarse una vez que han creado una nueva recurrencia”, agrega el Dr. Paredes-Sabja.

De esta forma, el académico de la Universidad Andrés Bello junto a su equipo conformado por alumnos de pre y posgrado de la misma casa de estudios, trabajan en un ambicioso proyecto, el cual busca identificar las moléculas de la espora y los receptores en las células, involucrados en la interacción.

“Si logramos conocer e inhibir el proceso por el cual la espora persiste en el hospedero, podríamos disminuir e incluso eliminar los casos de recurrencia de la enfermedad”, finaliza el Dr. Daniel Paredes-Sabja.